Alimentos, Bebidas y Lácteos lo que más se compró en 2020

Reporte Consumer Insights trimestral donde se da a conocer el comportamiento de compra de las familias mexicanas.
25 febrero 2021
Supermercados
Fabian
Fabián
Ghirardelly

Country Manager México, México

Contáctanos

Como cada trimestre del año, Kantar da a conocer cómo fue el comportamiento de compra de los hogares mexicanos a través de su reporte Consumer Insights. En esta ocasión se analizó el cierre del 2020 dando un panorama general de lo más relevante.

 

Desde que inició la pandemia, hubo un comportamiento consistente en los hogares mexicanos, mayor gasto en Alimentos, Bebidas y Lácteos, detonado por más tiempo en casa debido al COVID-19. Cabe mencionar que del top 20 de categorías en las que se incrementó el desembolso a finales del año, 14 corresponden a estos canastos. Al tener más momentos de consumo en casa, los hogares han tenido que tomar acciones para hacer rendir su gasto, por ejemplo, buscar precios más accesibles a través de tamaños grandes y granel, así como marcas propias, en especial para los artículos que se utilizan a la hora de cocinar, sin embargo, no se adquirieron promociones al mismo nivel que en años pasados.

 

“La pandemia trajo cambios en la forma de comprar de los mexicanos a lo largo de 2020. Cerramos el año en semáforo rojo en distintas ciudades del país. Con medidas más precautorias, para evitar más contagios en las fiestas por lo que pasamos más tiempo en casa. Aunque no hemos llegado de nuevo a los niveles de crecimiento del segundo trimestre del año, ha seguido incrementándose el gasto en productos para el consumo en casa en niveles históricos”, explicó Fabián Ghirardelly, Country Manager de la División Worldpanel de Kantar México.

 

Al inicio de la contingencia se priorizó la compra de productos de limpieza, así como de otras categorías básicas, al final del año los mexicanos se permitieron más indulgencias, en especial en torno a las fiestas de diciembre. En el último mes, incrementó la compra de productos premium en todo tipo de artículos y aumentó la compra de bebidas alcohólicas. A lo largo del año y mucho más marcado en el último trimestre, lácteos fue el canasto que más aportó al gasto.

 

Más tiempo en el hogar también causó que el consumo de botanas o snacks se trasladara de la calle al hogar. Se hicieron más comidas entre horas en especial por la tarde y los hombres millennials fueron quienes más incrementaron su consumo entre comidas. La indulgencia reinó como la principal razón para elegir que comer; sabor, placer y conveniencia fueron las razones de consumo que más crecieron el año pasado.

 

No todo fue placer, se buscó equilibrar entre los gustitos y una dieta sana, en especial durante el desayuno donde se hacían opciones saludables; conformé transcurre el día se da pie a las indulgencias, en especial en la noche. Otro cambio visible que se dio el año pasado fue que se incrementó la interacción con pantallas, televisores, etc. a la hora de comer, en especial hacia el final del día, pero incluso ha aumentado por las mañanas.

 

Más comidas en casa resultan en más tiempo en la cocina, aunque este hábito se buscó disminuir al final del año, destinado menos minutos a su preparación, en especial todo lo que se hace durante las mañanas, haciéndose más evidente en el desayuno de entre semana.

 

“Hay más foco en la salud, 32% de los mexicanos declaró que está realizando alguna rutina de ejercicios, 2.2 puntos porcentuales (pp) más que un año atrás; +3.1% más momentos relacionados con salud o con dieta, aunque si hay más indulgencia al incrementar 34% las veces que se consumen alimentos a domicilio. Pero también sumamos +7.4% más ocasiones de consumo de alimentos dulces como Hot Cakes, Arroz con Leche o Pan con Untables”, agregó Fabián Ghirardelly de Kantar México.

 

Fue un año de buscar el balance, trayendo consumos de fuera de casa, a la cocina, pero esto no ha mermado la búsqueda por tener hábitos más sanos, con algunos permisos en especial por las fiestas.

Contáctanos